Palacio Real de Estocolmo Open today 10.00-16.00

Plantas de representación

Así se denomina de forma conjunta los magníficos pisos de gala empleados por el Rey y la Reina de Suecia en los actos protocolarios. Podrá pasear por su cuenta o unirse a una de las visitas guiadas que se realizan a diario.*

* Durante los actos de representación de S. M. el Rey de Suecia podrán clausurarse parcial o íntegramente estas plantas.

Admire la Planta de Celebraciones, usada en banquetes de gala, consejos reales y cenas del Reino; la Planta de Invitados, que se utiliza para alojar a los jefes de Estado de visita oficial; y la Planta Bernadotte, sede de ceremonias de entrega de medallas y audiencias solemnes.

La decoración interior, en un excelente estado de conservación, permite adentrarse en la historia desde principios del siglo XVIII en adelante, donde cada uno de los monarcas ha dejado el sello de su época. Podrá admirar aquí, entre otros, el dormitorio de gala de Gustavo III, el escritorio de Óscar II y la última estancia acondicionada: la Sala Conmemorativa del Rey Carlos XVI Gustavo.

También forma parte de las plantas de representación el Salón del Reino, que incluye el trono de plata de la reina Cristina, y las Salas de las Órdenes, con una exposición permanente dedica a las reales órdenes.

Planta Bernadotte

La Planta Bernadotte, ubicada en el ala norte del palacio, se compone de 14 habitaciones. Se relata aquí la historia antigua del edificio palaciego, hasta 1754, el año en que se instalaron el rey Adolfo Federico y la reina Luisa Ulrica, los cuales hicieron de esta planta su residencia.

La Sala de Columnas, en la esquina noroeste del piso, sirvió originariamente de comedor al monarca Adolfo Federico. Actualmente, la sala se destaca por su estilo de 1780, cuando Gustavo III mandó modernizarla.

A la Sala de Columnas le sucede el Salón Victoriano, que nos introduce directamente en el boato del siglo XIX. Tanto las arañas de luces como la alfombra son de un tamaño imponente. Esta estancia ofrece un excelente ejemplo de estilo victoriano.

La Galería Bernadotte contiene cuadros de casi todos los primeros integrantes de la casa real. Naturalmente, esta sala supone una excelente oportunidad para glosar la historia de Carlos XIV Juan y sobre los turbulentos inicios del siglo XIX.

La siguiente habitación se utiliza hoy en día para las audiencias solemnes. Junto a ella se encuentra la Sala Conmemorativa, recientemente acondicionada, que sirve de representación de la pericia artesanal de nuestra época.

La última estancia de la planta ejerce de ampliación de la galería, incluyendo más cuadros de miembros de la familia real. Encontramos aquí, entre otros, a Gustavo VI Adolfo, a la princesa heredera Margarita y a nuestros monarcas actuales: el rey Carlos XVI Gustavo y la reina Silvia.

Planta de Celebraciones

Está compuesta por nueve salones de gala. Su planificación original la realizó durante el Imperio sueco el arquitecto de palacio Nicodemus Tessin el Joven. Aunque no quedó finalizado, este piso no tiene parangón en el norte de Europa.

En la esquina noroeste de la Planta de Celebraciones se halla la Sala de Consejos, que se utiliza todavía en los consejos informativos, es decir, en la reuniones del soberano con el Gobierno sueco. Originariamente era el comedor de Gustavo III. En él se organizaban comidas públicas, es decir, los miembros de la realeza se sentaban a la mesa mientras el resto de invitados se limitaba a contemplarlos (!).

Unas salas más adelante se ubica el dormitorio de gala de Gustavo III, el mismo donde el monarca falleció como consecuencia de las lesiones producidas por los disparos de Jacob Johan Anckarström dos semanas antes.

La estancia siguiente es la Galería de Carlos XI, que tiene como modelo la Galería de los Espejos del Palacio de Versalles. Vemos aquí en el techo un impactante fresco acera de la guerra librada por Carlos XI en Escania en torno a 1670. Sin embargo, esta habitación es conocida sobre todo por los banquetes oficiales que en ella se celebran en la actualidad. Ello nos permite una vez más contemplar parte de la historia del período de esplendor sueco al tiempo que nos sumerge en los actos de representación que se celebran en palacio en nuestros días.

La última habitación del piso es el salón de baile palaciego, más conocido como El Mar Blanco. El salón de baile no se utiliza con frecuencia en la actualidad para esta práctica, pero sigue funcionando como sala de encuentro informal en los banquetes protocolarios anuales.

Planta de Invitados

En este piso encontramos muebles de distintas épocas, la mayoría de ellos fabricados en Estocolmo en los siglos XVIII y XIX. Por tanto, constituye un destino excepcional para los interesados en la historia de la moda, enriquecida también por elementos de nuestra historia contemporánea.

Las visitas de estado que aquí se reciben implican importantes preparativos que afectan al palacio en su conjunto.

Salón del Reino

El arquitecto Carl Hårleman dirigió la magnífica labor de ornamentación del Salón del Reino, diseñando la estancia con una gran fidelidad respecto a los planos de Nicodemus Tessin el Joven.

Esta sala se completó con ocasión del parlamento de 1755, que reunió aquí a los distintos estamentos bajo la presidencia del monarca. El Salón del Reino ha sido escenario de acontecimientos de gran simbolismo a lo largo del tiempo. Los reyes suecos han inaugurado solemnemente aquí el parlamento cada año hasta 1975. Aún hoy se utiliza el Salón del Reino en las ceremonias oficiales.

En esta habitación se encuentra el trono de plata, una de las mayores atracciones del conjunto palatino.

Salas de las Órdenes

Se muestra en este lugar una exposición permanente en torno a las órdenes reales. Incluye cuatro salas, una para cada orden:

La Real Orden de los Serafines, la mayor distinción que existe en Suecia, contempla únicamente un grado. Ahora se concede solo a miembros de la Casa Real sueca y a jefes de estado extranjeros. A ella pertenece la Medalla de los Serafines, sobre la que dispone actualmente S. M. el Rey de Suecia.

La Real Orden de la Espada se otorgaba en un principio por actos de valor sobre el campo de batalla y en alta mar, pasando a premiar más tarde largos años de servicio dentro de las fuerzas armadas. Un grado especial dentro de la misma es el reconocimiento de caballero con la Gran Cruz de la Real Orden de la Espada, que únicamente se concede si el país está en guerra. La orden ha permanecido en suspenso desde 1975.

La Real Orden de la Estrella Polar reconocía en el pasado méritos cívicos de ciudadanos tanto suecos como extranjeros, logros en el ámbito funcionarial o en la administración del estado, en el campo de las ciencias, la literatura y las humanidades, así como a iniciativas de interés general e instituciones benéficas. Está asociada a una insignia específica, la Medalla de la Estrella Polar, establecida en 1986. Desde 1975, esta orden solo se otorga a ciudadanos extranjeros (y, en algunos casos, apátridas) que se han destacado por sus esfuerzos individuales en pro de Suecia o en interés de este país.

La Real Orden de Vasa fue concebida como reconocimiento a servicios prestados dentro de un conjunto de ámbitos no abarcados por las órdenes de la Espada y de la Estrella Polar. Se dirigía en primera instancia a individuos que se señalaban por sus prestaciones en las áreas de la agricultura y la minería, el desarrollo tecnológico, el comercio y las artes liberales. Era una orden independiente, es decir, no ligada a reglas, antigüedad, linaje ni formación. La orden ha permanecido en suspenso desde 1975.

Imagen superior: La Galería de Carlos XI, situada en la Planta de Celebraciones, fue diseñada con la Galería de los Espejos de Versalles como modelo. Fotografía: Casa Real de Suecia.

La Sala de Columnas sirvió originariamente de comedor antes de que Gustavo III la modernizara. Fotografía: Casa Real de Suecia

«Virgen con el Niño Jesús» de la galería pictórica. Fotografía: Casa Real de Suecia

Galería de Carlos XI, en la Planta de Celebraciones, dispuesta para la cena de gala de los Premios Nobel. Fotografía: Casa Real de Suecia

«Atlas portando un globo terráqueo». De la colección de la Cámara del Tesoro de la reina Eduvigis Leonor en la Sala de Escoltas de la Planta de Celebraciones. Fotografía: Alexis Daflos/Casa Real de Suecia

El Salón del Reino está situado frente a la Iglesia de Palacio. Fotografía: Casa Real de Suecia

La Real Orden de los Serafines es la mayor distinción que existe en Suecia. Fotografía: Casa Real de Suecia

La Real Orden de Vasa, una de las cuatro Salas de Órdenes, alberga una exposición permanente dedicada a las medallas. Fotografía: Alexis Daflos/Casa Real de Suecia

Visit us

Guided tours Open today 10.00-16.00

A guided tour will ensure that your visit to the palace is particularly memorable. Our knowledgeable guides bring objects to life, puttin...

Read more
For children Open today 10.00-16.00

The palace's grand state rooms, the mediaeval gate at the Tre Kronor Museum and the crowns in the Treasury are just a few of the exciting...

Read more

Discover more at Palacio Real de Estocolmo

Plantas de representación Open today 10.00-16.00

Así se denomina de forma conjunta los magníficos pisos de gala empleados por el Rey y la Reina de Suecia en los actos protocolarios. Podr...

Read more
Palacio Real: Historia Open today 10.00-16.00

En su inauguración en el siglo XVIII, el palacio concitó todas las miradas en Europa, alzándose hoy en día como uno de los principales hi...

Read more

Customer service

Opening hours: Open today 10.00-16.00